Se encontraron 7 coincidencias

por Leezar Lockbruck
23 Ago 2019, 13:57
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

*Cuando llega Alim cierro el volumen de "La Fundación de Piedrahundida" del cronista Markus Silvan y le miro con ojos cansados desde el escritorio. Aprovecho el descanso en mi estudio para encender la pipa, mientras analizo por encima la carta tras leerla*

- Bueno, a través de la caligrafía me va a resultar casi imposible saber si la escribió el propio Wilham o no, ya que está muerto y no disponemos de otro documento de él para poder contrastarlo... sin embargo, si Abelio dispone de otra misiva de sus superiores clericales, es posible que consigamos sacar unas conclusiones más precisas... *le devuelvo la carta a Alim* sin embargo, el papel empleado es muy corriente... digamos que de los más baratos... *sonrío* y ya sabemos que los altos cargos de Ylathia no suelen reparar tanto en gastos...

*Me levanto y acompaño a Alim a buscar a Abelio*

- Me gustaría pedir tu ayuda para un asunto que tengo entre manos, mi buen amigo... *le digo mientras vamos hacia el templo* tengo curiosidad por hacer una serie de indagaciones en las mazmorras de Piedrahundida... digamos que por el momento, simplemente son inquietudes por el pasado de la fortaleza, pero estoy seguro que alguien tan bien entrenado en la perspicacia como tú, podrá ser de gran utilidad... sobre todo para encontrar accesos ocultos o cosas similares, ya me entiendes...

*Cuando llegamos a la sacristía y observamos a la extraña mujer, no me alarmo en exceso pues poco o ningún conocimiento tengo sobre el cuerpo quemado que encontró Drake y mucho menos lo relaciono con una mujer que está completamente sana*
Off Topic

Abro un off-topic para concretar y ordenar lo que Leezar hará en lo que queda de mes y para que el Máster responda o disponga como guste:
  • Hablar con Enyra para la creación de puestos de vigilancia en las fronteras de los dominios de Piedrahundida, ampliando así la red de comunicaciones de anfípteras.
  • Investigar en mis libros arcanos sobre la defensa contra las artes oscuras formas para derrotar a seres demoníacos. De este modo me podré preparar para combatir al maléfico Grimorio de Gustaffon en la próxima expedición a las Ruinas de los Hombres Lagarto.
  • Buscar indicios en las mazmorras de Piedrahundida junto a Alim de algún acceso oculto hacia esas antiguas ruinas sobre las que se construyó la fortaleza. Si se confirman mis sospechas, hablaré con Gerad y Enyra sobre una posible relación entre Mogg'Shattoth y la Moranita, pudiendo ser quizás su motivación esa y no las semillas lodosas; explicándoles entonces la importancia de ese material, pero claro, por el momento solo me parecen poco más que historias así que hasta descubrir algo en las mazmorras, no quiero liar más a los miembros del consejo.
  • En vista del efecto que el elixir rojo tuvo sobre Mario, la producción en las mazmorras se ha detenido y la sala alquímica se encuentra temporalmente cerrada.
por Leezar Lockbruck
22 Ago 2019, 10:32
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Starkvind escribió:
22 Ago 2019, 01:42
Uragana Buelhorn

Esta chiquilla, vivaz y respondona, ha estado exigiendo al servicio un montón de comida y bebida. Se ha estado poniendo como los quicos, completamente fuera de control. Uno de los chicos del servicio incluso se ha quejado de tocamientos y comportamientos indecorosos, mucho más maduros para la edad que tiene Uragana.

Suele querer hablar con Alim y con Gerad, a los que considera más «aptos» que el resto de habitantes de la fortaleza. En verdad, sus intenciones parece más haberse escapado de casa porque no le dejaban hacer lo que le daba la gana que otra cosa. Es infantil, caprichosa y endiabladamente inteligente. El tinte ha empezado a caérsele del pelo y ha empezado a mostrar de nuevo su brillante pelo rojo.

¿Qué opinión tienen Leezar y Enyra de esta chica? ¿En qué les ha molestado? Os recuerdo que Enyra está entrenando a fondo para mejorar su Rango, y eso hace que esté algo más ausente de lo normal.

*Cuando al fin puedo volver a mi sala de estudio en la Bibloteca observo que hay una sección de la misma donde los libros andan tirados por el suelo. Sin lugar a dudas, la ayuda de Mario era indispensable*

*Me aproximo para ordenar de nuevo los libros cuando escucho un estornudo detrás de la estantería de donde se desprendieron. Rápidamente me cuelo entre las estanterías para ver quien se esconde detrás, cuando para mi sorpresa veo a la muchacha que trajo Alim de Altoviento intentando pasar desapercibida*

- Uragana ¿verdad? *la muchacha se encontraba agazapada y con los brazos rodeando sus piernas flexionadas* no has escogido mal escondite, lástima que el polvo de estos viejos libros te delatasen... *me toco la nariz y la sonrío*

*Lo que en un principio era sorpresa, pasa a ser insolencia infantil. Uragana se levanta todo indignada resoplando*

- Ya podrías ocuparte de mantener todo esto en orden y más limpio, como buen mayordomo... *la interrumpo alzando una mano y frunciendo el ceño*

- No soy ningún mayordomo ni criado muchacha, soy el mago Leezar Lockbruck, así que ahórrate tus comentarios de niña mal criada... *señalo el bulto que la muchacha tiene sobre el vientre, bajo sus ropajes, y que con esa forma rectangular tan característica, claramente debe tratarse de un libro* y espero que ese libro que escondes se encuentre en perfecto estado o no te gustará para nada trabajar con los productos de restauración...

*La muchacha, sorprendida, deja caer el libro que cae sobre el suelo, todo sonrojada, mezcla de vergüenza y de furia*

- ¡Insolente! *me grita toda indignada*

- La Fundación de Piedrahundida, escrita por el cronista Markus Silvan... *consigo leer del lomo del libro caído. Arqueo una ceja y vuelvo la mirada hacia a Uragana* extraña lectura para una joven noble malasthina ¿no crees?

- Un tostón de libro, como todos los que tenéis aquí...

- Ya, ya, te comprendo... falta de dibujos... pero... ¿por qué este libro en particular? *la muchacha duda unos segundos, pero finalmente se encoje de hombros*

- Para ser un mago sabes más bien poco ¿no? *se sonríe maliciosamente* mi vieja tata me contaba, desde que apenas empecé a caminar, una fascinante historia que solía repetirme cada poco... *se alisa el vestido mientras habla* se dice que en estos marjales, antes de que los humanos los reclamasen, existían unas viejas ruinas arcanas que se elevaban entre la espesura... varias ruinas salpicaban el territorio, pero en especial, había dos concentraciones, una que parecía los restos de haber pertenecido a un templo construido en mármol... y otra que se internaba en las montañas, con una base de forma piramidal y bueno... con oscuras entradas que se internaban en las profundidades de la tierra... *me mira a los ojos y sonríe* son tonterías claro ¿pero te puedes imaginar en qué lugar se construyó la fortaleza donde ahora estamos?

- ¿Insinúas que Piedrahundida se encuentra construida sobre un antiguo complejo subterráneo? *Uragana se ríe*

- No lo insinúo enano... lo afirmo... *la muchacha se va marchando hacia la puerta de la Biblioteca* mi vieja tata me contaba que en lo profundo de esas ruinas, se encontraba un tesoro inimaginable y que por eso, quienes fundaron Piedrahundida, quisieron preservarlo egoístamente para ellos construyendo su fortaleza encima... *señala el libro* por desgracia, me interrumpiste antes de que pudiera leer ese libro... aunque por otro lado, quizás sea mejor así... *abre la puerta* perder el tiempo con ese coñazo de libro habría sido un gasto inútil...

*Termina por abandonar la Biblioteca y recojo el libro que Uragana había cogido*

Imagen
Off Topic
Antes de continuar, hago aquí una pausa para consultar con el Máster ciertas cosas sobre el origen de Piedrahundida que se me habían ocurrido hace unos días y que me gustaría desarrollar, considerando que puede abrir una trama interesante y aportar más color al origen de la fortaleza
por Leezar Lockbruck
21 Ago 2019, 11:00
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Gerad escribió:
20 Ago 2019, 20:44
- Este mes es imposible mandar una expedición, tenemos a toda la guardia en alerta por los malditos Buelhorn, las murallas reparando... Me temo que deberá esperar al siguiente consejo. Aunque Enyra podría dedicar todo el tiempo posible a preparar a las tropas para la visitar a los hombres lagarto... Quedará en vuestras manos. (Dado que no hay acciones disponibles para este mes, por eso pasa al siguiente)
*Asiento a Gerad*

- Me lo imaginaba y es completamente comprensible... por esto mismo, dedicaré lo que queda de mes a estudiar mis libros y los de la Biblioteca, para así estar preparado para la expedición del próximo mes...

*Cuando Gerad se dispone a marcharse para encargarse de sus importantes obligaciones, le comento una última cosa*

- Como comenté en el consejo, ya tenemos a nuestra disposición una red de comunicación basada en las anfípteras entre Villa Musgosa y Piedrahundida... como ahora es vos el que está al cargo de los dominios de los Orovecchio y no Fabrizio, le recuerdo la importancia de crear unos puestos de vigilancia a lo largo de nuestras fronteras, de modo que podamos entrenar a los vigías en el envío de estos reptiles alados... *señalo a Enyra* nadie más capaz que nuestra general para seleccionar a tales vigías y yo mismo, me presto a instruirles en el trato con esas criaturas y su envío a Piedrahundida, de modo que así podamos estar informados de cualquier incursión o problema en el señorío. Incluso, tengo ideado un Plan B para que en el caso de que un hipotético ataque sea repentino y no de tiempo a los vigías a escribir un mensaje: cada puesto de vigilancia dispondrá de varias anfípteras, de las cuales, una de esas criaturas, ya tendrá una misiva atada a una de sus patas, compuesta simplemente por un símbolo, cada puesto dispondrá de un símbolo que lo identifique, y una cruz negra como mensaje, de forma que en el caso de que el ataque les pillase por sorpresa, simplemente tuvieran que soltar a la criatura y así poder informarnos de que el asentamiento correspondiente al símbolo ha recibido un ataque fatal y es necesaria nuestra actuación. El resto de criaturas de las que dispondrá cada puesto de vigilancia serán empleadas para escribir mensajes más detallados, todos ellos con el símbolo correspondiente para evitar confusiones, y en los que nos podrán informar de cualquier eventualidad...

*Sin más guardo silencio a espera de alguna respuesta, ya sea afirmativa o negativa. Si no recibo tal respuesta, me dirigiré a mis aposentos y a la Biblioteca a comenzar con mis estudios para derrotar al Grimorio de Gustaffon, así como el aprendizaje de cualquier conjuro que pueda servirme para tal evento*
por Leezar Lockbruck
20 Ago 2019, 18:59
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

*Después de que Abelio recupere la compostura, me desentiendo del asunto y sigo los pasos de mi amigo Fabrizio para contarle lo que Mario me ha comunicado. El señor de Piedrahundida está agotado y tras agradecerme que le informase, me pide que acuda a Gerad, quien se ocupará en su ausencia del señorío, y a Enyra, el brazo militar de nuestra casa y quien mayor experiencia tiene contra los insidiosos Hombres Lagarto*

*Por consiguiente, tanto Gerad como Enyra se pueden dar por informados de mi conversación con Mario. Les propondré llevar a cabo una expedición a finales de mes o principios del siguiente, de modo que disponga de tiempo suficiente para poder prepararme a través del estudio de mis libros y en la Biblioteca. Enfrentarse a esta nueva amenaza demoníaca no es ninguna broma y no se debe subestimar el oscuro poder que puede contener el ahora desatado Grimorio de Gustaffon*
por Leezar Lockbruck
18 Ago 2019, 10:59
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

REVELACIONES


*Tras la reunión con el consejo me dirijo hacia la torre donde se encuentra Mario. Tras lo sucedido en Villa Musgosa y la Torre de Gustaffon, los acontecimientos de la muralla y la vuelta de Lord Fabrizio, con la consiguiente reunión del Consejo, no he tenido tiempo para ir a visitar al pequeño huérfano. Cuando entro en la sala, me entristece ver cómo le han puesto una máscara para evitar cualquier atisbo de zombificación. Sin embargo, no puedo culpar a Drake por ello, de quien me dijo el guardia de la puerta que fue su idea, pues el peligro de que no estuviese curado del todo era muy alto*

*Tras comprobar sus pupilas, pulso y respiración, proceso durante el que Mario no dijo nada, procedo a quitarle la "máscara de seguridad". El muchacho se me queda mirando con ojos vidriosos*

- Al... al... ¿al fin acabaste con él? *dice con una voz más grave de la que tuvo antes del incidente*

- Sí Mario, Gustaffon y el demonio que moraban en él al fin han sido destruidos y devueltos al oscuro pozo de donde salieron... tus padres... *me sigue costando hablar de ello* tus padres al fin pueden descansar en paz...

*Una lágrima surca la mejilla del chaval, pero por lo demás, parece mantener una frialdad increíble en un niño de su edad*

- Te lo agradezco Leezar... *me mira a los ojos* fuiste consecuente con el error que cometiste y liberaste el alma de mis padres *su voz no parece la de Mario, demasiado maduro para ser él* pero el mal aun no ha sido borrado de los Marjales de Omudax...

- Pero... pero quemamos la torre hasta sus cimientos... ahora solo quedan ruinas... *digo desconcertado*

- Sé que de verdad lo crees... Maestro... pero hay un nuevo monstruo al que deberás destruir para que la paz vuelva a estas tierras *señala un libro cerrado que hay sobre la cama de los que le deje para que tuviera algo con lo que entretenerse durante su cuarentena* el Grimorio de Gustaffon...

- Pero... ¿Cómo sabes eso? *digo asustado mientras me levanto de la silla donde estaba sentado*

- Tu poción... el elixir rojo... no tuvo el efecto deseado... al menos, no el que buscabas... no he vuelto para tener una vida plena, un futuro normal y corriente... el niño que conociste... murió en la torre... *mi incredulidad aumenta y aprieto los puños* no te lamentes Leezar, sigo siendo Mario, pero ya no soy el niño que conociste... sé que tus intenciones fueron buenas y que hiciste lo que pudiste una vez que todo comenzó a salir mal... pero he vuelto solo con un propósito... tomar venganza contra Mogg'Shattoth...

- ¿Cómo sabes su verdadero nombre? *me aproximo un paso hacia él*

- Eso no importa Leezar... una vez que toda herencia de ese demonio sea expulsada y erradicada de este plano de existencia, solo entonces, descansaré... *se levanta de la cama y mira por la ventana* lo peor lo has conseguido, pero ese ser era demasiado astuto... el fuego puede que ayudase a destruir la carcasa maligna en que se había convertido la torre, pero parte de la esencia demoníaca reside ahora en el Grimorio de Gustaffon... que como ahora sabes, consiguió escapar... parte de la consciencia residual de Mogg'Shattoth mora en él, pero no es él ¿comprendes? Ahora es una criatura por derecho propio, una criatura llena de mal y con un poder en su interior que podría resultar peligroso para la seguridad de ti y de tus amigos...

*Durante unos segundos recapacito en lo que me ha dicho Mario*

- Las Ruinas de los Hombres Lagarto... *digo al fin y el muchacho asiente*

- Mogg'Shattoth gobernó sobre esas criaturas... no es de extrañar que parte de la consciencia del demonio que aún habita en este plano a través del grimorio, le conduzca hacia el principal asentamiento de esos seres reptilianos para volver a subyugarlos bajo su voluntad, aunque esa voluntad esté tan mermada y solo sea una sombra de lo que fue Mogg'Shattoth, no deja de ser una amenaza si se le deja el tiempo suficiente de existencia...

- Entonces no hay tiempo que perder... hablaré con Enyra y Abelio, debemos acudir a las Ruinas de los Hombres Lagarto para terminar de una vez por todas con ese ser inmundo y con la amenaza reptiliana...

*El muchacho que ya no parece tal cosa, asiente y vuelve la mirada hacia la ventana*

- Quedan diez días para que la cuarentena finalice... ya queda poco...

- Lo sé, no te preocupes Leezar... tampoco hay mucho que pueda hacer ahora en el exterior... si no te importa, te pediría que al menos me trajeras más lectura... *señala el montón de unos veinte libros de buen grosor que le traje* esos ya podéis llevarlos...

*Le toco el hombro y se lo aprieto de modo cariñoso y comprensivo. Ordeno al guardia que lleve los libros a la Biblioteca y que le entregaré otra tanda*


Alim de Mostaganem escribió:
16 Ago 2019, 09:38
Cuando llegan Drake y Lord Fabrizio, les explico lo sucedido, e incluso les repito todo lo que ha dicho Wilham antes de morir. Si viene alguien más del consejo, también se lo cuento todo. De la carta, de momento no digo nada. La llevaré a la próxima reunión del consejo, que aconsejo a mi padre convocar en cuanto Abelio recupere la consciencia. Hago llamar a Leezar (si es que no está ya presente) para que examine a Abelio, y vea si puede recuperarle la consciencia.
*Cuando me dirijo a hablar con Abelio es cuando me encuentro con la problemática situación. Alim me informa de lo sucedido y me ocupo del semidesnudo Abelio. Con la ayuda de dos guardias que le depositan sobre su lecho, saco un frasco de mis ropajes que abro y acerco a su nariz. El olor es tan potente que hace que el sacerdote recobre la consciencia sobresaltado*

- Parece que los problemas nunca terminan ¿eh? *le digo cuando me mira*
por Leezar Lockbruck
14 Ago 2019, 12:59
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

*Me mantengo atento durante toda la conversación sobre los problemas con los Buelhorn, fumando de mi pipa. De vez en cuando observo a mi amigo Fabrizio y se me parte el corazón por el estado en el que está, no el físico, sino el anímico. Asiento a las propuestas por el competente Gerad y me alegra ver la disposición de todos los miembros del consejo por contribuir ante esta crisis que se nos plantea*

- Por fortuna, el problema de la Torre de Gustaffon se ha podido solucionar antes de esta nueva adversidad en la que Piedrahundida se encuentra envuelta... *miro a Fabrizio* si me permites la confianza, viejo amigo *asiente y suspira* no pienso permitir que te fustigues por haber obrado de buena fe ante esas sabandijas de los Buelhorn... todos en esta sala hemos cometido errores y no creo que haga falta recordar el mío sobre el asunto de Gustaffon... *sacudo la pipa para vaciar las brasas ya apagadas* pero tú... ¿cual ha sido tu error? *miro al resto de presentes hasta volver la mirada en Fabrizio* ¡Ninguno! *doy un brusco golpe en la mesa* acudiste de manera honorable a Altoviento, como es de esperar en una persona de tu condición y quienes cometieron el error no fuiste tú o ninguno de esta casa, sino que fueron ellos... *frunzo el ceño algo airado* su arrogancia es la que ha provocado todo esto y ello, será su perdición... *vuelvo a relajarme a dulcificar la expresión de mi rostro hasta convertirlo en una sonrisa* por ello mi querido amigo, no te mortifiques, pues no hay nada que hicieras que deba incurrir en remordimientos, sino en decisión y firmeza ante la adversidad, en hacer justo castigo contra esos indeseables de los Buelhorn...

*Vuelvo a cargar la pipa, parece que el ánimo de Fabrizio vuelve a mejorar*

- La carta que nuestros enemigos nos han enviado puede servir únicamente como combustible para el fuego en el próximo invierno, el conflicto es inevitable, pues su afrentas son ya imposibles de tapar con fina diplomacia... *enciendo la pipa y doy una calada* por todo ello, lo que debemos hacer ahora es, como han señalado el resto de miembros del consejo, prepararnos para la guerra... la reparación de la muralla como ha dicho Gerad es algo básico, junto a la mejora de nuestras granjas para ir almacenando alimento de cara al próximo invierno... *miro a Alim y sonrío* por suerte, contamos entre nosotros con un excelente experto en lo que atañe a la información y como ha señalado él mismo, Gerad y Enyra, será tan importante enviar espías a Altoviento como mantenerse atento en las labores de contraespionaje, más aún teniendo a esa muchacha Buelhorn entre nosotros... *saco un mapa de los marjales* con respecto al tema militar, tanto Drake y Enyra son los encargados de tales menesteres, pero espero serles de ayuda con este mapa... *lo desenrollo y se puede ver cómo en él, en donde se señalan los canales, pantanos y caminos seguros de tránsito, he marcado ciertos puntos* teniendo en cuenta que la principal virtud del ejército enemigo es la caballería, deberán evitar las áreas pantanosas de nuestros dominios, por lo que es preferible que mantengamos una actitud defensiva, de hostigamiento ante posibles fuerzas incursoras, aprovechando el terreno... *señalo los puntos en el mapa* estas zonas son las únicas transitables por la caballería, os los he señalado como puntos donde deberían apostarse centinelas, arqueros principalmente, que camuflados se ocupasen de hostigar a los invasores, aprovechando los cuellos de botella que estos caminos constituyen... *le entrego el mapa a Enyra* no soy un estudioso del arte de la guerra, pero espero que esto te sirva como apoyo en los planes que seguro que se te ocurrirán...

*Me acomodo en mi asiento*

- Por último, quisiera comentar dos cosas más. La primera es que la comunicación entre Villa Musgosa y Piedrahundida a través de Anfípteras ya se ha establecido; con ello quisiera proponer la expansión de esta línea y crear una red de comunicación con diversos puestos de vigilancia repartidos por los marjales, de modo que de forma rápida e instantánea se pueda alarmar a la fortaleza de cualquier incursión tanto humana como reptiliana... *me toco la barba* ya estoy diseñando un código que sea empleado por esos puestos de vigilancia, en los que no se requiera tan siquiera que los vigilantes se entretengan en escribir los mensajes, ya os iré informando de ello en adelante... y por último, con respecto a los preparativos para las hostilidades, quisiera ofrecer mis conocimientos alquímicos y mágicos para poder mejorar el armamento de nuestros soldados, de forma que pueda servir como cierto apaño hasta que sea posible aumentar nuestro ejército...

*Termino de hablar y continúo fumando de mi pipa*
por Leezar Lockbruck
12 Ago 2019, 11:32
Foro: Capítulos finalizados
Tema: [1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»
Respuestas: 57
Vistas: 1476

Re: [1x04] Capítulo cuarto

*Tomo asiento en la mesa del consejo, mostrando en mi rostro una mezcla de alivio y preocupación. Alegría por haber derrotado al demonio Mogg'Shattoth, preocupación por la amarga victoria*
Starkvind escribió:
11 Ago 2019, 01:03
Preguntas

Cuando os solicito que respondáis a estas preguntas, tenéis que llegar a un consenso entre vosotros. Emplead los mensajes privados, el WhatsApp, etc. para que lo que constestéis tenga coherencia entre sí y la ficción se desarrolle fluídamente.
  • ¿Qué habrá ocurrido con Leezar, el diabólico grimorio de Gustaffon y la Torre? ¿Por qué se ha destruído la Torre? ¿Era una ilusión o ha sido decisión del grupo?
  • ¿Qué medidas vais a tomar con «Nêcraxia» y Uragana Buelhorn?
  • ¿Drake aceptó escoltar a Wilham hasta Piedrahundida o le dio muerte en ese mismo instante? Si le ha dejado vivir, ¿qué tiene que ver este tipo con la Iglesia de Ylathia?
*Enciendo mi pipa de fumar y doy una fuerte calada para avivar las ascuas. Exhalo el humo formando unos círculos que se alejan hacia el techo mientras pienso en la conclusión de la batalla de la Torre de Gustaffon*

*Lo que encontré en los aposentos de Gustaffon, donde dejé el grimorio en mi precipitada huida, fue indescriptible. Cuando salí de ahí tras bajar los doce niveles, no pude más que apoyarme en una de las blancas piedras que conformaban el recién creado Círculo de Leezar, nombre por el que los habitantes de Villa Musgosa han empezado a conocer esa formación arcana de piedras, para tomar aire y aclarar mis perturbados pensamientos*

*Cuando conté a Enyra y Abelio lo que en la cima de la torre moraba, la decisión fue unánime: la torre debía ser destruida, quemada hasta los cimientos. Ese lugar estaría ya siempre maldito y había que evitar que cualquier persona, arcanista o no, tuviera la tentación de morar ahí. Por ello, debíamos hacer que tal lugar dejase de ser apetecible para residir, pues no podíamos correr el riesgo de que por algún motivo, la maldición y el mal que aún podía perdurar, volviera a emerger*

Imagen

*Con mi mente de nuevo en el consejo, me mantengo en silencio fumando de mi pipa y escuchando los nuevos problemas que amenazan a Piedrahundida. A pesar de que la Torre de Gustaffon no podrá ser reutilizada, al menos el demonio y el musgo rojo han desaparecido*