[1x04] Capítulo cuarto «Templo de Ylathia»

Cuando los protagonistas de Ylat completen una Sesión, aparecerá aquí a la vista de todo el público.
Avatar de Usuario
Starkvind
Señor Narrador
Señor Narrador
En este hilo: 15
Mensajes: 363
Registrado: Julio 2018
Me gusta dados: 9
Me gusta recibidos: 31
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Starkvind » 22 Ago 2019, 19:59

Enyra Petreius escribió:
19 Ago 2019, 18:17
Off Topic
A espera de que se decida entrenar a Drake o a mi es lo que mi pj estará haciendo.
Entiendo que si nadie dice lo contrario, quien tendrá que subir de Rango eres tú. Usad el canal de Telegram para aclararos.

Abelio Floricarpio

Mártir de Ylathia
Experto
Experto
En este hilo: 13
Mensajes: 68
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: El Espíritu (Sacerdote)
Me gusta dados: 1

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Abelio Floricarpio » 22 Ago 2019, 20:03

"Aaaahhhhh !!! Santa vagina de Ylathia!!!!! "

Me caigo hacia atrás y se me cae el cucurucho de la cabeza. Al intentar incorporarme me enredo con los faldones y las mangas, no logró levantarme, miro a la doncella y decido que es mejor no levantarse, que es mejor postrarse ante quien sin duda es una santaredivida :

"Que tipo de milagro se ha obrado señora? Se haya usted, ilustrisima, en el templo de Ylathia de Piedra Hundida, Marjales de Ormudax . Bien hallada a su sagrada casa. Disculpad la torpeza de mi inocente sirviente con la vasija del vino con semilla lodosa de comunion. Vuestra pura perfección nos ha sorprendido"

Miro a Drake y le hago gestos de que reverencia a la extraña que a fe de Abelio debe ser algún tipo de mártir resucitada

Avatar de Usuario
Fabrizio Orovecchio
Habitante de Ylat
Habitante de Ylat
En este hilo: 4
Mensajes: 15
Registrado: Julio 2019
Personaje: Barón Fabrizio Orovecchio
Partida: Ylat
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Fabrizio Orovecchio » 22 Ago 2019, 20:15

Enyra Petreius escribió:
19 Ago 2019, 18:17
Alim de Mostaganem escribió:
14 Ago 2019, 07:25
—Queridos padre —sí, por primera vez le llamo padre delante de toda la familia, y estaré atento a ver si alguien frunce el ceño o hace algún otro gesto—
Mi gesto se endurece algo más, cojo aire y lo suelto lentamente. Sin hacer ruido. Me giro hacia Alessia y en el más mínimo susurro le digo:

- Qué procacidad... Llamarle "padre" en una reunión delante de todos, faltándole al respeto.

- Sobre todo después de hacer que Lord Fabrizio perdiese su mano y a su mujer en una sola noche.

- Yo habría dado mi vida antes de que ocurriese nada de eso.

- Lo sé.

Suspiro otra vez y vuelvo a poner la atención en la reunión. Una vez que finalice me retiro a mi alcoba a descansar. Al día siguiente comenzaré mi entrenamiento.
Al día siguiente de la reunión, ajena a lo que ha ocurrido en las mazmorras y en los aposentos de Abelio, Enyra se marcha a entrenar con su fiel aliada, Alessia. En mitad de la sesión, mi comitiva se pasa por el Centro de entrenamiento para despedirse de la generala de Piedrahundida. Bajo del carro con dificultad, ayudado por Lisandra, ya que la infección no parece haber mejorado. Estoy más pálido de lo normal y me cuesta respirar, pero estoy completamente seguro de que me recuperaré. Enyra está practicando esgrima con uno de los soldados de la guarnición, pero ambos se detienen cuando me ven llegar.

— Querida Enyra... — casi se me va el aliento. Carraspeo un momento y me centro. — Nunca te he agradecido suficiente todo lo que has hecho por Piedrahundida. — quiero decir algo más, pero no me salen las palabras. — Verás, todo esto en lo que nos hemos metido, jamás quise que fuese así. — no articulo bien las frases. Divago. — Quiero que cuides de esta ciudad, ¿vale? Piedrahundida es... bueno, se ha convertido... en tu hogar. — me despido dándole un abrazo. Esta reacción es extraña, sé que se siente incómoda. Lisandra me agarra del brazo y me susurra que tenemos que partir ya, que nos esperan largas horas hasta el Santuario de los Pantanos.

— Cuida a los Orovecchio en mi ausencia, Enyra. Eres el blasón de mi familia. — pronuncio casi en voz baja, para el cuello de mi jubón. Me vuelvo renqueando al carro y partimos. Enyra no me quita ojo. No sé qué me habrá dicho o qué pensará. Estoy muy cansado.
Si un hermano cae, la familia lo recoge.

Avatar de Usuario
Starkvind
Señor Narrador
Señor Narrador
En este hilo: 15
Mensajes: 363
Registrado: Julio 2018
Me gusta dados: 9
Me gusta recibidos: 31
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Starkvind » 22 Ago 2019, 20:28

Abelio Floricarpio escribió:
22 Ago 2019, 20:03
"Aaaahhhhh !!! Santa vagina de Ylathia!!!!! "

Me caigo hacia atrás y se me cae el cucurucho de la cabeza. Al intentar incorporarme me enredo con los faldones y las mangas, no logró levantarme, miro a la doncella y decido que es mejor no levantarse, que es mejor postrarse ante quien sin duda es una santaredivida :

"Que tipo de milagro se ha obrado señora? Se haya usted, ilustrisima, en el templo de Ylathia de Piedra Hundida, Marjales de Ormudax . Bien hallada a su sagrada casa. Disculpad la torpeza de mi inocente sirviente con la vasija del vino con semilla lodosa de comunion. Vuestra pura perfección nos ha sorprendido"

Miro a Drake y le hago gestos de que reverencia a la extraña que a fe de Abelio debe ser algún tipo de mártir resucitada
La mujer baja al suelo y camina hacia uno de los armarios de la sacristía, dónde extrae uno de los chaquetones de Abelio. Se lo pone con una elegancia digna de una diosa, se recoge el pelo con un cordón que andaba por ahí y, ahora con sus pudencias tapadas, os responde.


— ¿En los Marjales de Omudax? ¡Estupendo! — insta a Abelio a levantarse y a Drake (si lo ha hecho) también. — No requiero vuestras reverencias, queridos. Soy Rufiana de Canternilo, la Piadosa. — sonríe, y con semejante gesto parece que se iluminan las luces a su alrededor. — Morí abrasada en un castigo ritual, más allá de las Montañas del Fin del Mundo, pero aquí me hallo, junto a vosotros, de nuevo. ¡Los designios de Nuestra Señora se han hecho realidad!

Se queda esperando, a ver vuestra reacción. Si la observáis detenidamente, parece que su pelo se mueve al ritmo de un aire que es inexistente.

Abelio Floricarpio

Mártir de Ylathia
Experto
Experto
En este hilo: 13
Mensajes: 68
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: El Espíritu (Sacerdote)
Me gusta dados: 1

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Abelio Floricarpio » 22 Ago 2019, 20:53

"Señora! Sagrada señora... mi vida os pertenece.
Justo iba a oficiar una misa con la parábola de la octava doncella, Isadora la equidistante, y el alquimista de Cintallana.
Quizás....sólo....Quizás....queríais hablarle a vuestros fieles en el templo?"

Abelio le falta practicarse una amputación. No cabe de gozo en si

Avatar de Usuario
Starkvind
Señor Narrador
Señor Narrador
En este hilo: 15
Mensajes: 363
Registrado: Julio 2018
Me gusta dados: 9
Me gusta recibidos: 31
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Starkvind » 22 Ago 2019, 21:18

Abelio Floricarpio escribió:
22 Ago 2019, 20:53
"Señora! Sagrada señora... mi vida os pertenece.
Justo iba a oficiar una misa con la parábola de la octava doncella, Isadora la equidistante, y el alquimista de Cintallana.
Quizás....sólo....Quizás....queríais hablarle a vuestros fieles en el templo?"

Abelio le falta practicarse una amputación. No cabe de gozo en si
Rufiana tuerce el gesto cuando Abelio le hace semejante proposición. Se ríe, inocentemente. La sábana que cubría su cuerpo, antes cubierta de un musgo rojo sospechoso, ahora solo tiene ceniza.

— ¿Hablarle a quién? Ahora lo único que necesito es respirar aire fresco y sentir la luz del sol en mi piel. — se dirige hacia la salida, apartando a Abelio de en medio. — Aléjate, timorato. Necesito caminar por la tierra que Nuestra Señora protegió. Hace años que no piso la hierba fresca.

¿Permitirán Abelio y Drake a la recién resucitada Santa de Ylathia abandonar la sacristía?

Abelio Floricarpio

Mártir de Ylathia
Experto
Experto
En este hilo: 13
Mensajes: 68
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: El Espíritu (Sacerdote)
Me gusta dados: 1

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Abelio Floricarpio » 22 Ago 2019, 22:27

Por lo pronto, grito al idiota de Cephilio.
"Tu, torpe!! Haz algo útil, busca a Jiggalen Pamphilo como un rayo !!! Ahora!!!"

Nada mejor que un testigo con fe para poder contar esto, sea lo que sea, y así, igual, no se larga a un convento y sometió su voluntad por completo

Avatar de Usuario
Alim de Mostaganem

Maña perfecta Corredor de seguros
Oficial
Oficial
En este hilo: 6
Mensajes: 42
Registrado: Junio 2019
Logros: 2
Personaje: Alim de Mostagánem
Partida: Ylat
Posición: La Visión (Espía)
Me gusta dados: 3
Me gusta recibidos: 3

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Alim de Mostaganem » 23 Ago 2019, 12:36

Al registrar el cadáver de Wilham he encontrado una carta dirigida a Abelio. Tengo la fuerte sospecha de que es una vulgar falsificación, pero prefiero discutirlo con Abelio y Leezar, cuyo saber técnico seguramente sea má fiable que mi suspicacia para determinar si estamos ante una falsificación o no.

Encontrar a Leezar, como siempre, es fácil: está en la biblioteca. Le enseño la carta:
Galothertus Porach escribió: Obispo Floricarpio

Sus continuas peticiones de expedición comienzan a ser una molestia incómoda para la Iglesia de nuestra señora Ylathia. Como se le ha pedido en innumerables ocasiones, limítese a mantener la fé de Ylathia en los Marjales de Omudax. La búsqueda de las Reliquias de las 21 apóstolas es responsabilidad de la Hermandad de escarífices de La Precursora, y no es algo que a un obispo provincial como vos deba preocuparle.

Le rogamos continúe con su buen hacer conservando la fe de los isophios. Como dijo nuestra señora al emerger del lago plateado, «la paciencia es la virtud de los benditos».

Sin más que añadir, se despide vuestra santidad Galothertus Porach, Coríseo de la Iglesia de Ylathia.
Sospecho que es una falsificación porque:
  • No está lacrada
  • Estaba en manos de Wilham, que ya sabemos que era un jeta sinvergüenza vividor. Y me consta que también un falsificador
—En todo caso, maese Leezar, también tenía este papel en blanco y este frasco de tinta —añado, mientras Leezar levanta la cabeza tras leer las últimas líneas de la carta—. Vos podréis comprobar con vuestros conocimientos alquímicos si se trata del mismo papel y tinta de la supuesta carta del Corif... Corsi... del Gran Imam Ylathiano. Además, me gustaría mostrarsela a Monseñor Abelio. Puede que él tenga alguna manera de comprobar su autenticidad, como reconocer la letra del Corq... Cron... del autor, o si la información que figura es correcta, en cuanto a la misión de las Hermandad esa, o si lo que dijo la Señora al salir del Lago Plateado es exacto y conforme al canon.

Así me dirijo hacia la iglesia con Leezar, para hablar con Abelio... cuando nos encontramos todo el festival milagroso. Entramos en la parte trasera de la iglesia justo cuando la Resucitada se acaba de vestir.

Imagen

Está claro que, ante lo que está sucediendo aquí, lo de la carta no tiene mucha importancia, aunque se lo comentaré a Abelio cuando tengamos un momento de tranquilidad. Lo cual, por lo que parece, no va a ser dentro de poco.
احذر عدوك مرة وصديقك ألف مرة فإن انقلب الصديق فهو أعلم بالمضرة

Avatar de Usuario
Leezar Lockbruck

Recuerdo negro
Experto
Experto
En este hilo: 7
Mensajes: 65
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Personaje: Leezar Lockbruck
Partida: Ylat
Posición: El Orbe (Mago)
Me gusta dados: 5
Me gusta recibidos: 2
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Leezar Lockbruck » 23 Ago 2019, 13:57

*Cuando llega Alim cierro el volumen de "La Fundación de Piedrahundida" del cronista Markus Silvan y le miro con ojos cansados desde el escritorio. Aprovecho el descanso en mi estudio para encender la pipa, mientras analizo por encima la carta tras leerla*

- Bueno, a través de la caligrafía me va a resultar casi imposible saber si la escribió el propio Wilham o no, ya que está muerto y no disponemos de otro documento de él para poder contrastarlo... sin embargo, si Abelio dispone de otra misiva de sus superiores clericales, es posible que consigamos sacar unas conclusiones más precisas... *le devuelvo la carta a Alim* sin embargo, el papel empleado es muy corriente... digamos que de los más baratos... *sonrío* y ya sabemos que los altos cargos de Ylathia no suelen reparar tanto en gastos...

*Me levanto y acompaño a Alim a buscar a Abelio*

- Me gustaría pedir tu ayuda para un asunto que tengo entre manos, mi buen amigo... *le digo mientras vamos hacia el templo* tengo curiosidad por hacer una serie de indagaciones en las mazmorras de Piedrahundida... digamos que por el momento, simplemente son inquietudes por el pasado de la fortaleza, pero estoy seguro que alguien tan bien entrenado en la perspicacia como tú, podrá ser de gran utilidad... sobre todo para encontrar accesos ocultos o cosas similares, ya me entiendes...

*Cuando llegamos a la sacristía y observamos a la extraña mujer, no me alarmo en exceso pues poco o ningún conocimiento tengo sobre el cuerpo quemado que encontró Drake y mucho menos lo relaciono con una mujer que está completamente sana*
Off Topic

Abro un off-topic para concretar y ordenar lo que Leezar hará en lo que queda de mes y para que el Máster responda o disponga como guste:
  • Hablar con Enyra para la creación de puestos de vigilancia en las fronteras de los dominios de Piedrahundida, ampliando así la red de comunicaciones de anfípteras.
  • Investigar en mis libros arcanos sobre la defensa contra las artes oscuras formas para derrotar a seres demoníacos. De este modo me podré preparar para combatir al maléfico Grimorio de Gustaffon en la próxima expedición a las Ruinas de los Hombres Lagarto.
  • Buscar indicios en las mazmorras de Piedrahundida junto a Alim de algún acceso oculto hacia esas antiguas ruinas sobre las que se construyó la fortaleza. Si se confirman mis sospechas, hablaré con Gerad y Enyra sobre una posible relación entre Mogg'Shattoth y la Moranita, pudiendo ser quizás su motivación esa y no las semillas lodosas; explicándoles entonces la importancia de ese material, pero claro, por el momento solo me parecen poco más que historias así que hasta descubrir algo en las mazmorras, no quiero liar más a los miembros del consejo.
  • En vista del efecto que el elixir rojo tuvo sobre Mario, la producción en las mazmorras se ha detenido y la sala alquímica se encuentra temporalmente cerrada.
Hasta la persona mas pequeña puede cambiar el curso del futuro.

Avatar de Usuario
Enyra Petreius

Frialdad perfecta
Oficial
Oficial
En este hilo: 4
Mensajes: 36
Registrado: Junio 2019
Logros: 2
Partida: Ylat
Posición: El Blasón (General)
Me gusta dados: 17

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Enyra Petreius » 24 Ago 2019, 01:17

Entreno día y noche, descansando lo justo. La herida del costado cicatriza genial gracias a un ungüento que me ha preparado Leezar. En uno de mis escasos descansos camino por las calles de Piedrahundida, junto a Alessia, y llegamos a la Biblioteca.

- Iré a preparar la siguiente tanda de ejercicios, mi señora.
- Espero que esta vez me sorprendas, Alessia.
- Descuide, hoy me anotaré por fin un tanto.

Sonríe y se dirige hacia el centro de entrenamiento. Yo entro en la biblioteca, Leezar parece no estar, cosa que me dará cierta privacidad. Rebusco por aquí y por allá, leo algún libro, ojeo otros, pero no parece que encuentre lo que busco. Tras un rato un libro me llama la atención, está en una de las estanterías superiores. Llego hasta él usando la escalera, de cerca puedo leer mejor el título en el lomo dorado "La Fundación de Piedrahundida"

- Quizá aquí...

No llego a terminar la frase cuando oigo un estornudo a mi espalda.

- Lady Uragana, sabía que andaba cerca pero no creía que le gustase la lectura.
- ¿Has encontrado lo que buscas? Llevas un buen rato mirando por aquí y por allá...
- No aún, pero ya conoce el dicho: «quien busca, encuentra».

La muchacha se me queda mirando.

- ¿Todo el mundo lo sabe?
- ¿El qué? ¿Esto? Lamento informarle que no es un secreto.
- ¿Por eso te interesa tanto ese libro? Es muy bonito.

Pregunta demasiado y debo volver a mi entrenamiento.

- No, Lady Uragana, precisamente esto no es lo que busco. Puede quedárselo siempre y cuando Leezar no la vea.

Le lanzo el libro a la muchacha y esta lo coge a duras penas. Mientras bajo la escalera ella se esconde el libro bajo sus ropajes. Coloco de vuelta en su lugar los libros que he estado consultando y me llevo uno conmigo. No es muy grande, entra en una mano. En la puerta de la biblioteca me cruzo con Leezar. Me habla de las lagartijas voladoras y los puestos de comunicación. Le comento que para construir cualquier cosa hay que gastar recursos y es algo a debatir en el consejo, aunque sea una buena idea. Reanudo mi camino cuando Leezar me detiene, se ha dado cuenta de que me llevo uno de sus preciados libros.

- Es «La Destreza de la Contienda» de el Maestro Sun. Cuidaré de él. Se me da bien. Se lo traeré de vuelta mañana.

Cuando llego al centro de entrenamiento veo a Alessia en mitad del patio con dos de nuestros soldados y un hombre de espaldas a mi. Al llegar a su altura este se da la vuelta, dejándome ver que se trata de Drake. Con una leve reverencia, Alessia, me dice:

- Como le prometí, le iba a sorprender.
- Lord Drake, ¿a qué se debe el honor?
- A venido a entrenar con vos, mi señora, al parecer se ha aceptado la petición de duelo con la casa Buelhorn.

Sopeso la información durante unos segundos. Me dirijo a uno de los bancos laterales y me siento en el respaldo con los pies sobre el asiento.

Fabrizio Orovecchio escribió:
22 Ago 2019, 20:15
— Querida Enyra... — casi se me va el aliento. Carraspeo un momento y me centro. — Nunca te he agradecido suficiente todo lo que has hecho por Piedrahundida. — quiero decir algo más, pero no me salen las palabras. — Verás, todo esto en lo que nos hemos metido, jamás quise que fuese así. — no articulo bien las frases. Divago. — Quiero que cuides de esta ciudad, ¿vale? Piedrahundida es... bueno, se ha convertido... en tu hogar. — me despido dándole un abrazo. Esta reacción es extraña, sé que se siente incómoda. Lisandra me agarra del brazo y me susurra que tenemos que partir ya, que nos esperan largas horas hasta el Santuario de los Pantanos.
No sé muy bien qué está pasando. Le escucho atentamente e intento memorizar todas sus palabras. Cuando me abraza me quedo quieta, inmóvil. Alessia contiene la respiración. Inconscientemente levanto el brazo que tengo libre y le devuelvo el abrazo pero de forma muy leve. Un torrente de emociones inundan mi cabeza.

- Fabrizio... Yo...

El abrazo no dura mucho. Me suelta y antes de subir al carro me dice:
Fabrizio Orovecchio escribió:
22 Ago 2019, 20:15
— Cuida a los Orovecchio en mi ausencia, Enyra. Eres el blasón de mi familia. — pronuncio casi en voz baja, para el cuello de mi jubón. Me vuelvo renqueando al carro y partimos. Enyra no me quita ojo. No sé qué me habrá dicho o qué pensará. Estoy muy cansado.
Me quedo ahí de pie, viendo cómo se marcha y mi promesa sólo la escucha el viento.

- Lo haré...

- Está bien, hay mucho que hacer y tenemos poco tiempo. ¡Alessia! Comienza con ataques para ver su defensa.

Comienzo a leer el libro. Pasan unos minutos.

- Ese codo, Lord Drake. Más alto. Y esos hombros, relájelos. Si está tanto tiempo en tensión se acabará agarrotando.

Alessia para de atacar.

- Pero mi señora, si ni siquiera ha levantado la vista del libro, ¿cómo puede saber cuales son sus fallos?
- Por el oído. Sus paradas no suenan como deberían sonar. Además, aunque no estábamos cerca en el campo de batalla pude observar cómo se mueve el menor de los Orovecchio.

Paso de página.

- Está bien. ¡Desde el principio! Y esta vez quiero que os apliquéis todos un poco más. Después podremos descansar.
La muerte nos sonríe a todos, así que devolvámosle la sonrisa.

Avatar de Usuario
Drake

Violencia gratuita
Oficial
Oficial
En este hilo: 5
Mensajes: 38
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: La Espada (Ejecutor / Verdugo)
Me gusta recibidos: 4

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Drake » 24 Ago 2019, 15:03

El milagro de la vida.
Asombrado, mi único ojo se abre todo lo que puede al observar tal milagro. ¿Realmente es una Diosa? Esto se escapa a mi conocimiento, he oído muchas historias fantásticas, pero nunca había contemplado semejante cosa. Solo hago una ligera reverencia mientras pienso... pero no lo comprendo. Observo en silencio toda la escena intentando entender que demonios esta sucediendo.
Alim de Mostaganem escribió:
23 Ago 2019, 12:36
Así me dirijo hacia la iglesia con Leezar, para hablar con Abelio... cuando nos encontramos todo el festival milagroso. Entramos en la parte trasera de la iglesia justo cuando la Resucitada se acaba de vestir.
Abelio Floricarpio escribió:
22 Ago 2019, 22:27
"Tu, torpe!! Haz algo útil, busca a Jiggalen Pamphilo como un rayo !!! Ahora!!!"
Al ver a Alim y Leezar entrar en la estancia, vuelvo a ser un poco más consciente de lo que esta pasando. El hecho de ver a Cephilio salir dejando la puerta abierta me ayuda a reaccionar, esto no es una fiesta, no puede seguir entrando y saliendo gente de la sacristía. Camino lentamente hacia la puerta y la cierro mientras oigo atentamente lo que dice la resucitada.
Starkvind escribió:
22 Ago 2019, 20:28
— ¿En los Marjales de Omudax? ¡Estupendo! — insta a Abelio a levantarse y a Drake (si lo ha hecho) también. — No requiero vuestras reverencias, queridos. Soy Rufiana de Canternilo, la Piadosa. — sonríe, y con semejante gesto parece que se iluminan las luces a su alrededor. — Morí abrasada en un castigo ritual, más allá de las Montañas del Fin del Mundo, pero aquí me hallo, junto a vosotros, de nuevo. ¡Los designios de Nuestra Señora se han hecho realidad!
¿Rufiana de Canternilo, la Piadosa? Juraría que era la mismísima Precursora. ¿Murió abrasada en un castigo ritual? Si se llama Rufiana ¿Qué demonios hacia en su mano un anillo Orovecchio? Si ya estaba muerta ¿Qué hacia su cuerpo en ese dirigible? Tanta pregunta sin respuesta me pone nervioso.
Starkvind escribió:
22 Ago 2019, 21:18
La sábana que cubría su cuerpo, antes cubierta de un musgo rojo sospechoso, ahora solo tiene ceniza.
Eso no ayuda a que me calme.... necesito respuestas. Espero no estar cometiendo una soberana tontería.

— Mi señora... Rufiana de Canternilo...— Digo mientras me doy la vuelta lentamente dejando la puerta de salida que da a la calle a mi espalda y mirando fríamente la otra puerta que da al interior de la iglesia por si alguno quiere entenderlo.— ¿Para que tanta prisa? La hierva solo es hierva, ademas hoy esta nublado. ¿Podría usted ayudarnos a entender que acaba de suceder? como comprenderá mi señora, no es algo que unos humildes mortales devotos siervos de Ylathia veamos todos los días. ¿Ha dicho que murió abrasada en un castigo ritual? ¿Quien se atrevería a castigarla de ese modo?

Soy lo suficientemente creyente, pero esto es raro. No desconfió del todo de ella, pero esta claro que aquí faltan respuestas. Cuestionarla un poco ayudara a ver que intenciones tiene. Si la cosa se tensa y parece nerviosa, la pregunta por el anillo de los Orovecchio en su mano, quizás nos revele algo.
Última edición por Drake el 26 Ago 2019, 11:20, editado 1 vez en total.

Abelio Floricarpio

Mártir de Ylathia
Experto
Experto
En este hilo: 13
Mensajes: 68
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: El Espíritu (Sacerdote)
Me gusta dados: 1

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Abelio Floricarpio » 24 Ago 2019, 15:37

"Señora... no... según la sageada escritura, vuestro cuerpo ha cobrado vida porque os hemos puesto bajo la energía directa de Ylathia en uno de sus templos bendecidos.
Fuera de su manto, ahí, en la ciénaga, tal vez volváis a "sangrar" tal como indica el texto.
Esa "sangre " ha de ser el musgo rojo. Pero bajo techo sagrado, habéis vuelto a la vida.
Os ruego prediqueis en esta vuestra casa sin arriesgados a respirar el aire putrido y pecaminoso de la ciénaga que seguramente arrugue vuestra tersa belleza de nuevo.
Vuestra luz iluminara a los fieles reunidos en la capilla
Podréis saciaros de fe frente a ellos"

Avatar de Usuario
Alim de Mostaganem

Maña perfecta Corredor de seguros
Oficial
Oficial
En este hilo: 6
Mensajes: 42
Registrado: Junio 2019
Logros: 2
Personaje: Alim de Mostagánem
Partida: Ylat
Posición: La Visión (Espía)
Me gusta dados: 3
Me gusta recibidos: 3

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Alim de Mostaganem » 24 Ago 2019, 15:56

Bueno, Alim no tiene ni media torta, pero se pone hombro con hombro con su tío Drake.

No me fío ni un pelo, y el musgo rojo hasta ahora sólo ha traído demonios. Hasta que no demuestre fehacientemente que es quien dice ser, y Abelio lo certifique, tendrá que quedarse aquí, o pasar por encima del cadáver de Drake y echarme a un lado de media torta.

Imagen
احذر عدوك مرة وصديقك ألف مرة فإن انقلب الصديق فهو أعلم بالمضرة

Avatar de Usuario
Starkvind
Señor Narrador
Señor Narrador
En este hilo: 15
Mensajes: 363
Registrado: Julio 2018
Me gusta dados: 9
Me gusta recibidos: 31
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Starkvind » 24 Ago 2019, 16:25

Leezar Lockbruck escribió:
23 Ago 2019, 13:57
- Bueno, a través de la caligrafía me va a resultar casi imposible saber si la escribió el propio Wilham o no, ya que está muerto y no disponemos de otro documento de él para poder contrastarlo... sin embargo, si Abelio dispone de otra misiva de sus superiores clericales, es posible que consigamos sacar unas conclusiones más precisas... *le devuelvo la carta a Alim* sin embargo, el papel empleado es muy corriente... digamos que de los más baratos... *sonrío* y ya sabemos que los altos cargos de Ylathia no suelen reparar tanto en gastos...
Vamos a asumir que lográis contrastar ambas cartas y, para no alargar el misterio ni perder más tiempo, acabaréis averiguando que la carta falsa es la que leyó Abelio en voz alta, mientras que la que guardaba Wilham consigo es la auténtica. Por supuesto, la expresión del lago es una de las marcas de identidad del Coríseo Porach. Utilizad esa información como consideréis.
Drake escribió:
24 Ago 2019, 15:03
— Mi señora... Rufiana de Canternilo...— Digo mientras me doy la vuelta lentamente dejando la puerta de salida que da a la calle a mi espalda y mirando fríamente la otra puerta que da al interior de la iglesia por si alguno quiere entenderlo.— ¿Para que tanta prisa? La hierva solo es hierva, ademas hoy esta nublado. ¿Podría usted ayudarnos a entender que acaba de suceder? como comprenderá mi señora, no es algo que unos humildes mortales devotos siervos de Ylathia veamos todos los días. ¿Ha dicho que murió abrasada en un castigo ritual? ¿Quien se atrevería a castigarla de ese modo?
Rufiana clava su gélida mirada en los ojos de Drake. Durante un instante, casi imperceptible, puedes sentir como el odio de esta mujer recorre cada fibra de tu cuerpo. Después, su expresión se endulza y te dedica una bonita sonrisa, perfecta.


— Amable señor, he pasado una eternidad sufriendo por mi devoción a Nuestra Señora Ylathia. — su expresión no cambia. Lo que dice no coincide con lo que muestra su rostro. — Fui ejecutada por los salvajes paganos, adoradores de espíritus caníbales. ¿Qué más queréis que os diga? Vuelvo a sentir la piel en mis huesos y, ¿ahora soy cuestionada por mis salvadores? — se gira hacia Abelio. — ¿Vais a prohibirme salir al exterior solo porque no me encuentro demasiado bien para continuar proclamando las grandezas de Nuestra Señora?

Para no continuar alargando la escena más de lo que se debe, asumimos que Rufiana de Canterlino termina aceptando vuestros términos, pero no va a salir a la iglesia a soltar un monólogo. Solicitará estar a solas, aunque estoy seguro de que pondréis a algo / alguien para que vigile sus movimientos.

No ocurre nada cuando sale a la calle ni cuando le da el sol. La luz solar refleja en su piel como si fuese mármol vidrioso. Si lleváis a un sanador a que examine el cuerpo de la Santa, os confirmará que está viva, aunque no siente ni pulso ni latidos. Con esta información, vosotros me diréis qué hacéis. Gerad no va a estar disponible y Fabrizio está en el Santuario de los Pantanos; estáis los que estáis.

Avatar de Usuario
Enyra Petreius

Frialdad perfecta
Oficial
Oficial
En este hilo: 4
Mensajes: 36
Registrado: Junio 2019
Logros: 2
Partida: Ylat
Posición: El Blasón (General)
Me gusta dados: 17

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Enyra Petreius » 24 Ago 2019, 18:29

Yo seguiré en el centro de entrenamiento. En las ausencias de Drake estaré supervisando el entrenamiento de las tropas, que se encarga Alessia, y ayudando en la vigilancia de la parte del muro derruida.

Iré un par de veces más a la biblioteca a por libros de estrategias militares y libros de temáticas parecidas.
La muerte nos sonríe a todos, así que devolvámosle la sonrisa.

Abelio Floricarpio

Mártir de Ylathia
Experto
Experto
En este hilo: 13
Mensajes: 68
Registrado: Junio 2019
Logros: 1
Partida: Ylat
Posición: El Espíritu (Sacerdote)
Me gusta dados: 1

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Abelio Floricarpio » 24 Ago 2019, 23:00

Abelio comienza a usar la razón y los conocimientos religiosos
"Y la palabra de las doncellas será la mía y serán mis dedos en tierra de los desvalidos, para acariciar a quienes sufran pena por mi ausencia en el mundo de tinieblas.
Ellas son mi advenimiento y su boca hablará con mi voz"

La negativa de esta doncella redivida a hablar a sus fieles no me cuadra. Según los textos sagrados las Doncellas son profetas de Ylathia y se comportan como tal. No debería negarse a mostrar la recta palabra a sus feligreses.
Algo no me gusta.
Mi fe se tambalea.
Necesito una prueba rápida.
Mojó los dedos en mi pequeña pila de bendecir agua de la ciénaga, y salpico rápidamente a la mujer... esperando alguna anomalía. Se que me estoy jugando la gloria si fuese un milagro de verdad, haría el ridículo, pero no me cuadra su actitud.
Debo interpretar mal los textos y quiero comprobarlo
....
....
Sigo? Creo yo la situación?

Avatar de Usuario
Gerad

Maña perfecta Ojos de serpiente
Oficial
Oficial
En este hilo: 4
Mensajes: 36
Registrado: Junio 2019
Logros: 2
Partida: Ylat
Posición: El Manto (Consejero)
Me gusta dados: 1
Me gusta recibidos: 3

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Gerad » 26 Ago 2019, 11:16

Leezar Lockbruck escribió:
21 Ago 2019, 11:00

- Como comenté en el consejo, ya tenemos a nuestra disposición una red de comunicación basada en las anfípteras entre Villa Musgosa y Piedrahundida... como ahora es vos el que está al cargo de los dominios de los Orovecchio y no Fabrizio, le recuerdo la importancia de crear unos puestos de vigilancia a lo largo de nuestras fronteras, de modo que podamos entrenar a los vigías en el envío de estos reptiles alados... *señalo a Enyra* nadie más capaz que nuestra general para seleccionar a tales vigías y yo mismo, me presto a instruirles en el trato con esas criaturas y su envío a Piedrahundida, de modo que así podamos estar informados de cualquier incursión o problema en el señorío. Incluso, tengo ideado un Plan B para que en el caso de que un hipotético ataque sea repentino y no de tiempo a los vigías a escribir un mensaje: cada puesto de vigilancia dispondrá de varias anfípteras, de las cuales, una de esas criaturas, ya tendrá una misiva atada a una de sus patas, compuesta simplemente por un símbolo, cada puesto dispondrá de un símbolo que lo identifique, y una cruz negra como mensaje, de forma que en el caso de que el ataque les pillase por sorpresa, simplemente tuvieran que soltar a la criatura y así poder informarnos de que el asentamiento correspondiente al símbolo ha recibido un ataque fatal y es necesaria nuestra actuación. El resto de criaturas de las que dispondrá cada puesto de vigilancia serán empleadas para escribir mensajes más detallados, todos ellos con el símbolo correspondiente para evitar confusiones, y en los que nos podrán informar de cualquier eventualidad...

*Sin más guardo silencio a espera de alguna respuesta, ya sea afirmativa o negativa. Si no recibo tal respuesta, me dirigiré a mis aposentos y a la Biblioteca a comenzar con mis estudios para derrotar al Grimorio de Gustaffon, así como el aprendizaje de cualquier conjuro que pueda servirme para tal evento*
- Id avanzando hasta que sea posible financiarlo, pero será el consejo quien lo apruebe.
Starkvind escribió:
22 Ago 2019, 00:07

Cuando estás recogiendo tu escritorio, encuentras una carta manuscrita. Esta carta no la habías visto y no sabes quién ha podido ponerla, pero te pones a leer. Es un pergamino de los Orovecchio, quien la haya escrito ha obtenido el material en Piedrahundida. Supongo que tenéis un lacrado, una marca o un material muy concreto que te permite reconocer tus pergaminos. Bueno, el contenido del texto es el siguiente:
Elisia Jacenty escribió: Querido Gerad Orovecchio:

El trato que me has otorgado en Piedrahundida me ha llegado al corazón. Lamento no haber podido conocerte en otras condiciones, pero la vida nos enfrenta a tribulaciones superiores a nuestros deseos.

Me van a rescatar sin ninguna duda en cuanto abandone tus dominios. Le he dado esta carta a uno de los jóvenes de la parroquia y le he pedido expresamente que, si mi caravana sufría algún percance, te la hiciese llegar. Por favor, no lo castiguéis, es todavía demasiado inocente.

No he sido completamente sincera contigo, me temo. Me has parecido alguien muy cabal para ser de Malasthar, supongo que por los prejuicios. Aquí te dejo escrita la verdad de lo que ocurrió en el dirigible. No sé si servirá para algo, pero no quiero que acuséis a quien no se lo merece.

Estuve buscando durante semanas al tal Fëanâro Vardamir, hasta que lo encontré en el Aeródromo de Rhys. Iba acompañado de un grupo de aventureros, conocidos suyos desde hace años. Nâro había causado un enorme dolor a una de mis protegidas, una chiquilla inocente con una carrera musical prometedora, y quería castigarlo por su irresponsabilidad. Estuvimos discutiendo, pero me dejé llevar por los buenos momentos que compartimos juntos, y me uní a su aventura. Querían escoltar a una dracónida —diría que era la líder del grupo— que se parecía demasiado a la Generala Nêcraxia hasta los Picos Matanza, la cordillera que separa Vilennea y Malasthar del Reino de Éilerenn.

Durante el trayecto, Jiggalen Pamphilos se encaprichó de una de las compañeras de Nâro, una iblisia de piel pálida. Su prometida, Tayana, había mantenido algún tipo de relación escandalosa con Sert, su primo, y Jiggalen quiso vengarse en la propia noche de bodas... ¿te imaginas qué locura? Esto desembocó en el descubrimiento de algo más siniestro...

MANCHA DE TINTA

Bueno, sé que Nâro ya no está. En el dirigible no solo nos habíamos colado los siete aventureros, si no que en la sala de máquinas moraba la madre de Nâro. No sé por qué, nunca me lo explicó, pero se había convertido en una horrenda rediviva devoradora de corazones, conocida como La Piadosa. Nos enfrentamos a...
Parece que no le dio tiempo a escribir más. La carta finaliza con otro manchurrón de tinta. El mes que viene recibirás la respuesta del Tribunal de Beslitz y de los Buelhorn.
Al recibir esta carta automáticamente informo de su contenido a Alim. Es información muy importante que debemos tener en familia para prepararnos para lo peor...
Starkvind escribió:
22 Ago 2019, 01:42

Suele querer hablar con Alim y con Gerad, a los que considera más «aptos» que el resto de habitantes de la fortaleza. En verdad, sus intenciones parece más haberse escapado de casa porque no le dejaban hacer lo que le daba la gana que otra cosa. Es infantil, caprichosa y endiabladamente inteligente. El tinte ha empezado a caérsele del pelo y ha empezado a mostrar de nuevo su brillante pelo rojo.
La niña Urgana siempre está incordiando, al final todas las crías son iguales. La dejo hacer lo que quiera, nos interesa tenerla contenta, e intento tratarla un poco como una adulta y darle casi todo lo que quiere, sin pasarse, aunque no sirva de mucho. Siempre que hablo con ella mido bien que información digo, intentando no dar datos importantes sobre nuestro ejercito o recursos. Al final es de la familia enemiga y debemos tener cuidado.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Ante la llegada de la Piadosa, las palabras de la carta de Elisia vienen a mi mente. Drake y Alim estaban informados, pero los demás no. Abelio... Quizá sea mejor que no sepa lo que es, tenemos que manejar esto con cuidado y el es... inestable. Mando a mis hombres informar a Enyra y Leezar, que se preparen para lo peor, pero con discreción. Leezar recibirá instrucciones de informarse de como destruir a nuestra invitada, o exorcizarla o lo que sea. Lo peor es que quizá solo Abelio sea capaz de hacerlo, en cuyo caso si que tendremos que informarle...

Avatar de Usuario
Starkvind
Señor Narrador
Señor Narrador
En este hilo: 15
Mensajes: 363
Registrado: Julio 2018
Me gusta dados: 9
Me gusta recibidos: 31
Contactar:

Re: [1x04] Capítulo cuarto

Mensaje por Starkvind » 26 Ago 2019, 22:04

Abelio Floricarpio escribió:
24 Ago 2019, 23:00
Abelio comienza a usar la razón y los conocimientos religiosos
"Y la palabra de las doncellas será la mía y serán mis dedos en tierra de los desvalidos, para acariciar a quienes sufran pena por mi ausencia en el mundo de tinieblas.
Ellas son mi advenimiento y su boca hablará con mi voz"

La negativa de esta doncella redivida a hablar a sus fieles no me cuadra. Según los textos sagrados las Doncellas son profetas de Ylathia y se comportan como tal. No debería negarse a mostrar la recta palabra a sus feligreses.
Algo no me gusta.
Mi fe se tambalea.
Necesito una prueba rápida.
Mojó los dedos en mi pequeña pila de bendecir agua de la ciénaga, y salpico rápidamente a la mujer... esperando alguna anomalía. Se que me estoy jugando la gloria si fuese un milagro de verdad, haría el ridículo, pero no me cuadra su actitud.
Debo interpretar mal los textos y quiero comprobarlo
....
....
Sigo? Creo yo la situación?
El rostro de Rufiana de Canternilo al empaparla con agua bendita es un auténtico cuadro grotesco.


La Piadosa se acerca a Abelio y le observa, llena de furia, en silencio. De repente le pega un bofetón que le deja de vuelta y media, haciendo un giro tirabuzón en el aire y estrellándose contra uno de los muebles de la sacristía.

— ¿¡CÓMO OSAS, VIL GUSANO, PONER EN DUDA MI FE SOBRE NUESTRA SEÑORA YLATHIA!? — su voz retumba por todo el lugar. Su pelo comienza a brillar con un fulgor calcáreo y sus ojos empiezan a volverse de líquido plateado. Gotas mercuriales se resbalan por su rostro y flotan hacia el techo, como si la gravedad desapareciese temporalmente. — NO CABALGUÉ A TRAVÉS DE BOSQUES INFECTOS, SOPORTÉ LAS VEJACIONES DE LOS PUEBLOS NÓMADAS DEL OESTE Y RESISTÍ LAS LLAMAS DE LOS HERÉTICOS PARA SER CUESTIONADA POR UN INDIGNO HOMBRECILLO TEMBLOROSO. — durante su discurso, las cajas, armarios, mesas, etc. han estado tambaleándose, como si un terremoto hubiese azotado la región.

Esta escena continuaría bastante más, con Abelio cuestionándose su fe y acabando con la paciencia de la supuesta santa resucitada, sin embargo algo más sucede en Piedrahundida.

Tenemos que tener en cuenta que, quizá se ha alargado demasiado la escena de Abelio con Wilham y, después, con La Piadosa. Esto ha sucedido a comienzos del mes en curso, sin embargo no encajaría con lo que quiero narrar y por lo tanto vamos a hacer una elipsis, y a considerar que el encuentro fatídico entre la Piadosa y Abelio ha ocurrido a finales de mes. El cuerpo ha estado en el interior del Templo, oculto en un lugar secreto que solo Abelio y Drake conocían. En el momento en el que se ha podido sacar el cadáver, es cuando ha obrado el milagro de Ylathia. En todo este tiempo habéis podido cotejar la información entre vosotros, la veracidad de las cartas, etc.


Igualmente, vamos al suceso. Las puertas de Piedrahundida se abren a finales de Elestio con una visita inesperada: la corte dirigente de Nidamore, con Bianca Leone en persona dirigiéndola. Sin embargo, hay algo extraño en ellos. Algo que no encaja: están sucios, ensangrentados y pálidos. ¿Qué habrá ocurrido?

Todos obtenéis 5 PD. Drake sube de Rango: ahora es La Espada de Rango 2. No todo es negativo: la reparación de la muralla ha sido muy rápida y ha quedado como nueva. Esto ha permitido que los trabajadores encargados de la construcción se puedan dedicar a otros menesteres y, gracias al evento aleatorio mensual, la generación mensual de recursos se ha doblado. Esto queda reflejado en el informe de la familia.

Cerrado

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 0 invitados